lunes, 1 de diciembre de 2014

Fiesta y devoción popular: la Cofradía de San Pedro Regalado y Nuestra Señora del Refugio

Con mi agradecimiento a Michel.



El pasado 31 de octubre se presentaba en el Ayuntamiento de Valladolid el libro titulado “Fiesta y devoción popular: la Cofradía de San Pedro Regalado y Nuestra Señora del Refugio”, escrito por Pilar Calvo Caballero y que ve la luz gracias al Instituto Universitario de Historia “Simancas” (Universidad de Valladolid) y el Excmo. Ayuntamiento de Valladolid.

La obra recorre la historia y avatares de la tres veces centenaria Cofradía que se dedica a promover y fomentar el culto al Santo Patrono de Valladolid y su Archidiócesis (y de los toreros, cuyo patronato también se recoge), San Pedro Regalado, se uniría a la de Nuestra Señora del Refugio. Para conocer su realidad se retrotrae y ofrece abundantes datos de esta otra Cofradía, la de Nuestra Señora del Refugio, su historia, finalidad y sedes por las que pasó antes de recalar en la Parroquial del Salvador con su unión con la Congregación del entonces aún Beato Pedro Regalado. Y a partir de aquel momento, 1716, el devenir de esta Cofradía del Refugio y Regalado y Ánimas con sus momentos de esplendor y de sino contrario, no ajenos a la realidad que ciudad y país vivía a lo largo de su historia.

El libro ofrece nuevos datos sobre el patrimonio artístico de Valladolid, desde la primitiva iconografía de la titular de la Cofradía del Refugio hasta la presencia de los cuatro retablos que acompañaban al de San Pedro Regalado en su Capilla de la Parroquial del Santísimo Salvador y que a finales del siglo XIX fueron llevados a otros lugares (San Benito El Real en Valladolid y la Parroquial de Renedo de Esgueva). A éstas, se unen otras imágenes, estandarte, pabellón o el túmulo para las funciones de ánimas.

Junto a los bienes muebles también hace un recorrido sobre los inmuebles que ha poseído la Cofradía a lo largo de su historia, alguno de ellos formaba parte de la estampa habitual de la Plaza del Salvador hasta no hace muchos años, el caso de su sala de juntas en la Plaza del Salvador.

Tan destacado como lo referente al patrimonio material, es la importancia que en sus páginas se da a la labor de los cofrades que en estos siglos, hasta nuestros días, han formado parte de esta cofradía. En este sentido, cabe subrayar el análisis con el que comienza el libro sobre la función de las Cofradías y su importancia a nivel tanto de individuo o como colectivos, así como en la vida de la ciudad.

Las procesiones con la imagen de San Pedro Regalado también, como no puede ser de otra manera, tienen su hueco en este trabajo, ya sea en su fiesta, ya en rogativas. Precisamente, la portada del libro recoge una ilustración del Santo en la procesión que se hizo el 13 de mayo de 1928, en la recuperación efímera de este acto ya que llega hasta 1930, si bien es cierto que estos últimos años, es decir 1929 y 1930, se engrandece con la presencia de otros santos y beatos de la Archidiócesis de Valladolid. Aunque tras la Guerra Civil hay propuesta de volver a recuperar la procesión, ésta ya no volverá a salir a las calles hasta 1956 con carácter extraordinario por la celebración del V Centenario de la Muerte de San Pedro Regalado. No obstante, y es necesario hacerlo constar, la salida en procesión del Patrón en 1928 dio un empuje puede que vital a la Cofradía que por entonces no contaba con muchos cofrades…Sólo queda desear y esperar que algún día, la imagen de nuestro Patrón vuelva a ser portada por su Cofradía titular por las calles de Valladolid con motivo de su fiesta.

Estas son sólo unas breves pinceladas que lo mucho que se puede encontrar el lector cuando recorre las páginas de este libro, por ello más que entrar en detalles recomiendo encarecidamente su lectura. Ya no sólo a quien guste del tema de Cofradías, se extiende a quienes tengan interés por conocer un retazo más de la historia de Valladolid, de sus gentes, de sus costumbres y de su patrimonio.

Enhorabuena a la autora por este trabajo, podría incluso marcar la metodología para tratar el tema de las Cofradías. Y también enhorabuena a la Cofradía de San Pedro Regalado y Nuestra Señora del Refugio por esta iniciativa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario